Saltar al contenido

Dinero mágico de internet

10 septiembre 2022 - Drizzt do'Urden

Este artículo es una traducción del original Magic Internet Money de Gigi.

Los orígenes mágicos de Bitcoin

Setas Magic Internet Money

Cualquier tecnología suficientemente avanzada, es indistinguible de la magia.

Arthur C. Clarke

La tecnología es algo maravilloso. Somos tan rápidos para aceptar las cosas tal como están, que rara vez nos tomamos el tiempo para reflexionar sobre cuán mágicos son estos milagros modernos en la realidad. Gran parte de lo que damos por sentado hoy sería indistinguible de la magia para cualquiera que viviera hace solo un par de generaciones. Tomemos un teléfono inteligente, por ejemplo. Un pedazo de vidrio de bolsillo que puede recuperar cualquier información en cualquier momento, hablar contigo, entenderte, reconocer caras, leer huellas dactilares, grabar audio y video, y tomar fotografías de alta resolución. Es una linterna, una brújula, un sistema de navegación, un cuaderno, un calendario, un planificador de viajes y un millón de cosas más. Puede contener más libros que la Gran Biblioteca de Alejandría y mostrarte más películas de las que podría ver, incluso si tuviera cientos de vidas. Y ahora, también puede almacenar tu dinero y ser tu banco.

Al igual que con toda la tecnología, no es necesario entender cómo funciona tu teléfono inteligente para poder usarlo. Del mismo modo, la mayoría de las personas no tienen idea alguna de cómo funciona un motor de combustión interna, pero manejan su automóvil todos los días. Pueden tener una comprensión aproximada – una que sea lo suficientemente buena como para tener cierta fe en lo que están usando – pero a menudo seguirá siendo solo eso: una comprensión aproximada. La falta de nuestro conocimiento del funcionamiento interno de cualquier cosa se hace evidente tan pronto como esa cosa se descompone. Una vez que el automóvil se niega a arrancar, la computadora se niega a encenderse o el enrutador se niega a conectarse, nuestra ignorancia queda al descubierto. Lo que es cierto para las maravillas del presente también lo será para las maravillas del futuro: no necesitas entender cómo funciona todo para usarlo con éxito.

La mejor manera de familiarizarse con la tecnología (o la magia, para el caso) es usarla. No hay mejor manera de aprender cómo funciona algo, cómo puede serte útil, que la experiencia práctica. Lo que es cierto para los automóviles y los teléfonos inteligentes también es cierto para Bitcoin. Es cierto para la mayoría de las cosas en nuestro mundo, incluso las más mundanas. Probablemente no conozcas todos los detalles de cómo funciona una cerradura, pero sabes que no cerrar con llave tu automóvil o la puerta de tu casa podría provocar un desastre. Del mismo modo, no tendrás que aprender todas las complejidades de la criptografía de clave pública y las funciones de ‘‘hashing’’ para comprender que el mal manejo de tus claves privadas también puede provocar un desastre.

Hechicería moderna

Lo bueno de Bitcoin es que sabes exactamente el número – el número mágico de 21 millones.

Garry Kasparov

Bitcoin es un hijo de Internet. El documento técnico que lo describe no se publicó en una revista científica, sino libremente en Internet. Su software no fue creado por una gigantesca compañía de software sino por un cibernauta seudónimo. No se vendió al público; fue lanzado en línea de forma gratuita. Por lo tanto, es muy apropiado que el primer anuncio viral de Bitcoin no haya sido creado por una agencia de publicidad sino por un individuo en Internet.

El 18 de febrero de 2013, theymos le preguntó a la comunidad de Bitcoin en Reddit si tenían alguna idea para un anuncio interno de Bitcoin. Una hora más tarde, mavensbot presentó una pintura gloriosa de un mago azul increíblemente bien dibujado y hermoso.

El Mago Bitcoin original

Uno solo puede hacerse eco de las palabras de ManboobsTheClown: “Perfecto”.

El mago tomó vida propia, conjurándose en camisetas, calcetines, tazas, pinturas y otras obras de arte. Fue dibujado y redibujado muchas veces, y el milagro más grande que realizó fue que su descripción de Bitcoin se quedó: Dinero mágico de Internet.

La cultura de Internet es extraña y, posiblemente, la cultura de Bitcoin es aún más extraña. Esto no es particularmente sorprendente dado que los primeros en adoptar cualquier sistema nuevo, ya sea una red de comunicaciones global o dinero criptográfico mágico que inevitablemente desarraigará la estructura monetaria de este mundo, provienen de los márgenes. Al igual que tenías que ser un poco raro para estar en línea en los primeros días, tenías que ser una criatura peculiar para estar interesado en Bitcoin en los primeros años.

Si bien hemos recorrido un largo camino desde los primeros días, Bitcoin sigue siendo y siempre será Dinero Mágico de Internet. Es mágico, es Internet y es dinero. Muy buen dinero.

Satoshi Nakamoto: el primer mago de Bitcoin

Primera regla de la magia: no dejes que nadie sepa tu nombre real. Los nombres tienen poder.

Neil Gaiman

Como hemos visto en el Capítulo 1, Bitcoin tiene una larga prehistoria intelectual. No apareció de la nada. Su creador, sin embargo, lo hizo. Satoshi Nakamoto apareció por primera vez en escena con el anuncio del libro blanco de Bitcoin el 31 de octubre de 2008. Si bien Satoshi tuvo algunas correspondencias privadas con personas selectas antes de eso (sobre todo Adam Back y Wei Dai), la noche de Halloween de 2008 fue cuando escribió su primer correo electrónico público a la lista de correo de criptografía.

Como menciona en sus escritos, había estado trabajando en el diseño de Bitcoin durante más de un año y medio, reflexionando sobre la idea del dinero electrónico (y qué tipos de transacciones podrían ser útiles) durante muchos años antes.

Si bien se sabe poco sobre el creador pseudónimo de Bitcoin, muchos han tratado de revelar la identidad de la persona (o personas) detrás de Satoshi Nakamoto. Hasta ahora, todos los intentos fueron terriblemente equivocados, salvajemente especulativos, o ambos. Hasta el día de hoy, todos ellos no fueron concluyentes.

Probablemente, el ejemplo más destacado de tal intento de salida fue realizado por la periodista Leah McGrath Goodman, quien identificó a Dorian Prentice Satoshi Nakamoto como el creador de Bitcoin. Dorian, un ingeniero jubilado que tenía 64 años en ese momento, negó tener algo que ver con Bitcoin y mencionó que solo se enteró unas semanas antes de que el reportero le diera la noticia y cambiara su vida. Después de que se calmó la exageración de los medios, la comunidad de Bitcoin comenzó a adoptar a Dorian como sustituto de la cara de Satoshi Nakamoto, produciendo memes y obras de arte en el proceso. El hombre se convirtió en algo así como un meme, y si la identidad de Satoshi sigue siendo un misterio, podría ser para siempre el rostro del inventor de Bitcoin.

A lo largo de los años, varias personas se presentaron afirmando ser el creador de Bitcoin. Desde los oscuros hasta los mentirosos compulsivos y los discapacitados mentales, nadie pudo probar que él1 es Satoshi, una afirmación que, gracias a la criptografía de clave pública, sería tan fácil de probar como firmar un mensaje con una de las claves privadas de Satoshi.

Por desgracia, sin pruebas criptográficas, todo lo que queda son afirmaciones escandalosas y especulaciones salvajes. Si bien algunas personas sin duda están molestas porque su curiosidad con respecto a la identidad de Satoshi no se calma, no me entristece. Al contrario. El hecho de que no sepamos quién es Satoshi Nakamoto es una característica, no un error. Un sistema sin líderes no debe tener un líder. Como Jimmy Song comentó tan sucintamente, «una de las mejores cosas que hizo Satoshi fue desaparecer».

Aparte de su legado que es Bitcoin, Satoshi nos dejó una colección de comentarios y escritos que acompañaban al código. Sus muchas publicaciones públicas, así como algunas discusiones privadas que tuvo con otros criptógrafos y los primeros en adoptar Bitcoin, todavía están disponibles en línea. Si está interesado en explorar los escritos de Satoshi, los siguientes dos recursos son probablemente los archivos más completos hasta la fecha: The Complete Satoshi, organizado por el Instituto Satoshi Nakamoto, y The Book of Satoshi de Phil Champagne, que incluye explicaciones y contexto histórico, además de los escritos de Satoshi.

Estos escritos nos permiten esbozar una línea de tiempo de las actividades de Satoshi, que abarca desde su aparición repentina en 2008 hasta su desaparición en 2010. La siguiente es una línea de tiempo junto con eventos importantes en la historia temprana de Bitcoin:

Bitcoin timeline
FechaHoraEvento
2008-08-18 Satoshi registra bitcoin.org
2008-10-31 Se publica el whitepaper de Bitcoin
2008-11-09 El proyecto de Bitcoin se registra en SourceForge
2009-01-030El bloque genesis es minado 
2009-01-08 La Version 0.1 es anunciada y lanzada
2009-01-11 Tweets de Hal: Running bitcoin
2009-01-12170Primera transaccion de bitcoin. Satoshi le envia a Hal 10 BTC
2009-01-272,016Primer ajuste de dificultad
2009-10-05 Primera tipo de cambio en  New Liberty Standard
2009-10-1224,835Primer intercambio bitcoin-fiat en un exchange
2009-10-12 Creacion del canal #bitcoin-dev en Freenode
2009-12-16 Version 0.2 es lanzada
2010-05-2257,043Primera transaccion por un bien del mundo ‘real’
2010-07-07 Version 0.3 es lanzada
2010-07-11 Articulo de Slashdot sobre Bitcoin
2010-07-17 Mt. Gox es lanzado
2010-08-28 Ultimo ‘commit’ de Sastoshi (343328c)
2010-07-14 1er ‘commit’ de Gavin Andresen (8bd6620)
2010-07-19 Version 0.3.1 lanzada por Gavin Andresen
2010-12-10 Primer articulo en revista main-stream PC World
2010-12-12~97,230Ultimo mensaje publico de Satoshi

Entonces sucedió que después de poco más de dos años, el 12 de diciembre de 2010, Satoshi desapareció. Algunas de sus declaraciones finales fueron que “el proyecto está en buenas manos” y que “pasó a otras cosas”. Poco tiempo antes de que desapareciera, se lanzaron dos de los proyectos más destacados de la historia temprana de Bitcoin: Mt. Gox y Silk Road. Ambos tienen orígenes mágicos: uno solía tratar con cartas mágicas, el otro con hongos mágicos.

DateTimeEvent
2011-02-27 Silk Road es lanzado
2011-04-26 Ultima correspodencia privada de Satoshi
2011-06-01 Articulo de Gawker sobre Silk Road
2012-01-15 Primera aparicion en television de Bitcoin, en TV show (The Good Wife)
2012-11-28210,000Primer Halving
2013-10-02~261,348Arresto de Ross Ulbricht y en consecuencia, el cierre de Silk Road
2013-11-18 Primera vez que se habla de bitcoin en el senado de USA
2013-12-05 Primer China “ban
2014-02-24 Mt. Gox collapses

Cartas Magic: la era de Mt. Gox

Magic: The Gathering es un popular juego de cartas jugado por millones de personas en todo el mundo. Sus naipes son coleccionables: algunos son raros y caros (y muchas veces más poderosos), otros son relativamente abundantes y baratos. Cada ronda del juego representa una batalla entre dos o más magos (los jugadores) que lanzan hechizos e invocan criaturas (las cartas). El juego de cartas original fue lanzado en 1993 por Wizards of the Coast, ganando popularidad entre 2008 y 2016. A lo largo de los años se introdujeron varios paquetes de expansión y ediciones, incluidas nuevas cartas, nuevas mecánicas de juego y rediseños visuales. En su apogeo, el juego fue jugado por más de 20 millones de personas y se han impreso más de 20 mil millones de tarjetas, según la compañía. En 2002, el juego se trasladó al ciberespacio con la introducción de Magic: The Gathering Online, la versión oficial en línea del juego de cartas.

Fue esta versión la que llevó a Jed McCaleb a lanzar Mt. Gox, el «Magic: The Gathering Online eXchange«. Lo que solía ser una plataforma para los entusiastas de Magic: The Gathering, un lugar que permitía intercambiar estos naipes como acciones, se convertiría en el catalizador de uno de los capítulos más oscuros en la breve historia de Bitcoin.

McCaleb lanzó el sitio en 2007, años antes de que Bitcoin existiera. El mercado en línea realmente no ganó fuerza y, después de un par de meses, decidió no continuar con la plataforma de comercio de tarjetas. Sin embargo, después de leer sobre Bitcoin en Slashdot en 2010, relanzó el sitio. Esta vez, la atención no se centró en intercambiar cartas de Magic. Esta vez, la atención se centró en el comercio de Dinero Mágico de Internet.

Siendo uno de los únicos sitios donde podías comprar bitcoins, Mt. Gox rápidamente ganó popularidad. Para 2013 y 2014, fue responsable de más del 70% de todas las transacciones de bitcoin en todo el mundo. Después de solo tres años, Mt. Gox se convirtió en el principal intercambio de bitcoins y el intermediario de bitcoins más grande del mundo. Y luego todo se fue al garete.

La caída de Mt. Gox probablemente valdría un libro por sí solo. En resumen, debido a negligencia, incompetencia, mala gestión y probablemente algo de malicia, Mt. Gox «perdió» 850 000 bitcoins, lo que ascendió a $ 450 millones y alrededor del 7 % del suministro total en ese momento. La empresa se declaró en quiebra a finales de febrero de 2014. Un mes después, Mt. Gox afirmó haber encontrado unas 200.000 monedas de nuevo, lo que redujo la cantidad total que faltaba a 650.000. Las investigaciones revelaron que la mayoría de los fondos fueron robados lentamente a lo largo del tiempo, a partir de fines de 2011. Hoy, diez años después del lanzamiento del notorio intercambio de bitcoins, las investigaciones y los procesos legales aún continúan.

El lado positivo de la saga Mt. Gox es que se aprendió una lección. Una lección increíblemente costosa y una lección que debe repetirse una y otra vez, no sea que la historia que es Mt. Gox se repita: tus llaves, tus bitcoin. Si no tienes tus llaves, no tienes tus bitcoin.

Hongos Mágicos: Silk Road

Probablemente el capítulo más notorio de la historia temprana de Bitcoin es el auge y la caída de Silk Road, un mercado oscuro anónimo que permitía a las personas comprar y vender productos en línea, independientemente de su estatus legal. Lanzado por Ross Ulbricht en 2011, Silk Road era una pequeña comunidad de compradores, vendedores y usuarios de drogas recreativas. Eventualmente, se convirtió en el lugar para comprar drogas en línea. El eBay de las drogas, como lo llamaron algunos. Hoy, probablemente lo describiríamos como el Amazon de las drogas: un sitio web donde puedes comprar cualquier sustancia de la A a la Z, y solo unos días después, lo que compraste te llega por correo.

Ross comenzó a soñar con un mercado en línea sin restricciones al mismo tiempo que Satoshi trabajaba en sus ideas sobre Bitcoin. Alineado con los ideales libertarios, quería que Silk Road fuera un lugar donde poder comprar y vender cualquier sustancia recreativa, libre y directamente. En su opinión, el gobierno no debería tener nada que decir sobre lo que una persona debe o no debe poner en su cuerpo. Debe ser la elección del individuo. Todo el mundo debería poder decidir por sí mismo.

Al principio, no estaba seguro de cómo realizar mejor esta visión. Obviamente, tal esfuerzo sería cerrado inmediatamente por la policía. Pero después de que un amigo le presentara Tor, comenzó a surgir un camino hacia una solución tecnológica. Tor ofrece la posibilidad de ocultar cualquier sitio web o servicio en línea detrás de capas de ofuscación y encriptación, lo que permite que alguien ejecute dicho sitio de forma privada y anónima. Si nadie puede averiguar la ubicación de los servidores o la identidad de las personas que los ejecutan, nadie puede intervenir. Sin embargo, quedaba un problema: los pagos. Cuando Ross comenzó a pensar en implementar un mercado en línea tan anónimo, aún no conocía ninguna forma de enviar pagos de forma anónima. El dinero electrónico era el ingrediente que faltaba en la sopa que estaba cocinando el Sr. Ulbricht.

Bitcoin fue la última pieza del rompecabezas que se requería para hacer realidad la idea de Silk Road. Una vez que Ross descubrió la magia de la moneda naranja, se puso a trabajar. Ahora que tenía todas las herramientas, estaba decidido a construir el sitio. Lo único que quedaba por hacer era conseguir un producto que pudiera vender en su mercado recién creado. Su producto preferido eran los hongos de psilocibina, que él mismo cultivaba en una pequeña cabaña fuera de la red. Pudo producir varios kilos de estos hongos psicoactivos, contando solo a su novia en ese momento sobre toda la operación. Su plan era trabajar en el código de Silk Road al margen, construyendo el mercado virtual mientras crecía el primer producto. Anunciaría el lanzamiento de Silk Road en varios foros de Internet una vez que el sitio estuviera activo (BitcoinTalk entre otros), las personas interesadas descubrirían el resto. Su plan funcionó, y unas semanas después de la cosecha, Ross Ulbricht se convirtió en el primer vendedor en Silk Road, vendiendo hongos mágicos a cambio de dinero mágico de Internet.

Silk Road Home Page

Lo que comenzó como un sitio web con hongos mágicos como único producto, eventualmente se convirtió en algo más grande de lo que podrían haber imaginado incluso las proyecciones más optimistas de su idealista fundador. Se estima que los ingresos de Silk Road superaron los 9,5 millones de bitcoins durante la duración de su existencia, lo que representa cientos de millones en términos de dólares estadounidenses. Algunas estimaciones llegan incluso a $ 1.2 mil millones. Otras cifras son igualmente impresionantes: se facilitaron más de un millón de transacciones entre casi un millón de usuarios registrados, y el sitio enumeró decenas de miles de productos. Eventualmente, Ross Ulbricht, también conocido como Dread Pirate Roberts, fue capturado y posteriormente arrestado, y Silk Road fue cerrada2.

La historia de Ross Ulbricht, su arresto y el ascenso y la caída de Silk Road es tan fascinante como cautivadora. Es la historia de un chico joven, ambicioso y muy inteligente que finalmente se convirtió en DPR: temido pirata y capitán del barco de drogas virtual más grande que el mundo haya visto jamás. Una historia de idealismo, amor, identidades múltiples, agentes corruptos del FBI, sicarios, acertijos morales, traición, amistad, asesinatos falsos, robo real y las líneas borrosas entre el bien y el mal. Es una historia que siempre estará entretejida con los primeros días de bitcoin. Para muchos, Silk Road fue una droga de entrada a la píldora naranja: el primer contacto con Dinero Mágico de Internet.

Ross ahora cumple una cadena perpetua doble mas 40 años sin posibilidad de libertad condicional, esencialmente por lanzar un sitio web. Si bien toda la historia tiene matices y es complicada, sin duda se trata de una pena extremadamente dura por cometer delitos no violentos, especialmente porque los detalles sobre cómo se manejó el caso y cómo se obtuvieron las pruebas son cuestionables3.

Por supuesto, las ideas no pueden ser encarceladas. Después de que se cerrase Silk Road, surgieron otros mercados «oscuros», muchos de los cuales existen hasta el día de hoy. Sin duda, los mercados en línea oscuros y grises estarán con nosotros mientras existan las redes de comunicación global y el cifrado fuerte. Lo que algunos pueden ver como atroz, otros lo reciben como una forma más segura y conveniente de obtener drogas recreativas y productos farmacéuticos que son difíciles de obtener (por el precio o la necesidad de recetas) o ilegales en su jurisdicción. Cualquiera que sea su opinión sobre estos asuntos, bitcoin y los mercados oscuros y grises que permite están aquí para quedarse.

Debido a su persistencia y al aumento incesante de los precios, la percepción pública de Bitcoin pasó de ser dinero de la red oscura imposible de rastrear a ser un activo especulativo a lo largo de los años. Para algunas personas, incluido yo mismo, la percepción cambió aún más: de activos especulativos a dinero fuerte y tecnología de ahorro. Sin embargo, creo que es importante comprender la historia temprana de Bitcoin, incluidos sus primeros usos, la motivación detrás de ellos y la razón por la que se eligió Bitcoin para resolver los problemas que enfrentaron estos primeros usuarios.

Cómo y por qué se usa Bitcoin, así como por quién, sin duda seguirá cambiando con el tiempo. Pero ya sea que lo use para comprar hongos mágicos o no, Bitcoin siempre seguirá siendo Dinero Mágico de Internet.

Magia: teletransportación, cambio de forma e invisibilidad

Es difícil explicar la magia de Bitcoin si no la has experimentado tú mismo. ¡Recibir dinero mágico de Internet por primera vez es, bueno, mágico! Demonios, incluso después de todos estos años en el espacio de Bitcoin, todavía estoy encantado. El hecho de que personas aleatorias de Internet puedan teletransportar valor directamente a mi monedero de otro mundo es nada menos que milagroso.

El hecho de que estas monedas fluyan directamente entre tú y yo es absolutamente mágico. Sin intermediarios, sin terceros de confianza, sin servicio al que suscribirse. Solo tú y yo, comunicándonos a través de una serie de tubos.

Las implicaciones de esto son tan profundas como fascinantes. ¿Cómo funciona? ¿Quién está a cargo? ¿De dónde vienen estas monedas? ¿Puedo hacer más? Estas y un millón de otras preguntas surgirán en tu cabeza una vez que comiences a comprender la profundidad de lo que acaba de suceder: ¡Alguien te dio algo de valor simplemente enviándote un mensaje!

Satoshi fue probablemente la primera persona que aludió a las propiedades mágicas de Bitcoin. En una de sus muchas publicaciones en el foro, escribió: “Como experimento mental, imagine que hubiera un metal base tan escaso como el oro, pero con las siguientes propiedades: color gris aburrido, no es un buen conductor de electricidad, no es particularmente fuerte, pero no es dúctil ni fácilmente maleable, no es útil para ningún propósito práctico u ornamental, y tiene una propiedad mágica especial: puede ser transportado a través de un canal de comunicaciones”.

Por supuesto, bitcoin es este metal base mágico al que aludió Satoshi. El hecho de que pueda ser transportado a través de cualquier canal de comunicación es asombroso. Implica que Internet no es una necesidad para Bitcoin. En teoría, podría usar casi cualquier cosa para enviar (¡y almacenar!) su bitcoin. Actualmente, Internet es, con mucho, la mejor herramienta de comunicación que tenemos. A partir de ahora, el envío de paquetes a través de Internet es el modo de comunicación preferido de Bitcoin. Si desea teletransportar algunos sats del punto A al punto B, probablemente usaría Internet para hacerlo.

Debido a su falta de fisicidad, no hay límite para la forma que pueda tener su bitcoin: texto, códigos QR, imágenes, sonido, obras de arte, emojis: el único factor limitante es nuestra imaginación (más sobre eso en el Capítulo 17). Ya sea que estemos hablando de almacenamiento o de transmisión de transacciones, Bitcoin puede transformarse en cualquier cosa que necesite ser. Esta propiedad mágica es, en parte, lo que hace que Bitcoin sea tan resistente a la censura. Las transacciones de Bitcoin se pueden codificar en casi cualquier cosa y, por supuesto, se pueden enviar a través de canales de comunicación encriptados de extremo a extremo, lo que los hace completamente irreconocibles. ¿Cómo puedes censurar algo si no sabes lo que estás viendo?

‘TORCHED H34R7S’ de Coin Artist, un puzzle que escondía 4.87 bitcoin a plena vista

 Pero el cambio de forma y la teletransportación no son los únicos trucos de Bitcoin. Si tuviera que elegir un favorito, probablemente elegiría la habilidad mágica de desaparecer de bitcoin. Y no me refiero a que desaparezca el tipo de «envíame todos tus bitcoins y te devolveré el doble de la cantidad», sino el tipo de negación plausible. En esencia, todo lo que posee es un hechizo mágico: su clave privada, que tiene el poder de desbloquear tu bitcoin para que pueda ser teletransportado a otro lugar. La mayoría de la gente almacena este hechizo en una hoja de papel (o una pieza de acero, o una pieza de hardware especializado). Sin embargo, puedes, con un poco de esfuerzo, aprender este hechizo de memoria y mover tus bitcoins dentro de tu cerebro, haciéndolos desaparecer de manera efectiva.

Si bien esta es una idea horrible si sufres de amnesia, podría ser increíblemente útil si te ves obligado a recurrir a medidas tan drásticas. Imagina todas las personas que tuvieron que huir de su país en un momento dado, dejando atrás todas sus posesiones valiosas. Ahora imagina si tuvieran una parte significativa de su patrimonio neto en bitcoins y el hechizo mágico para desbloquearlos en su cabeza. Podrían cruzar la frontera desnudos con su riqueza intacta. Los agentes fronterizos no tendrían nada que encontrar, y con un solo “abracadabra”, nuestros protagonistas desnudos podrían restaurar su riqueza una vez que llegaran a un lugar seguro. Mágico, ¿no?

Internet: el problema del doble gasto

Todas las computadoras son fotocopiadoras. Internet en sí mismo, en esencia, es una gigantesca fotocopiadora. Coincidentemente, esta es también la razón por la cual el dinero en Internet no existía hasta la invención de Bitcoin.

Si mueves un archivo en tu computadora, en realidad no se mueve como lo hacen los objetos reales en el mundo real. Se copia y, después de comprobar si hay errores en la copia, se elimina el original4. Por lo tanto, el problema del dinero en Internet es: si quiero mover diez dólares de mi computadora a la suya, los diez dólares en realidad se copian, lo que eleva el saldo total a veinte dólares durante la transferencia, y tienes que confiar en que yo destruiré mis diez dólares originales después de que haya recibido la copia. ¿Podrías confiar en mí para hacer eso? Esto, en pocas palabras, es el problema del doble gasto. Este enigma es la razón por la cual la mayoría de la gente pensó que Internet no puede hacer dinero.

Dinero: facilitando la confianza

¿Qué quiero decir cuando digo que Internet no puede hacer dinero? Después de todo, existen tarjetas de crédito, banca en línea, PayPal, Venmo, CashApp, AliPay, WeChat Pay y muchos otros servicios que le permiten enviar y recibir dinero a través de Internet. Sin embargo, todos tienen algo en común: se requiere un intermediario, generalmente una empresa, para que funcionen. Eso es porque necesita confiar en alguien para que lleve la contabilidad correctamente. ¡Todo por ese molesto problema de doble gasto!

En el mundo físico, no tenemos este problema. Me das una manzana. Ahora yo tengo la manzana y tú ya no tienes la manzana. No hay proceso de copia, es decir, no hay duplicación y posterior eliminación. En el mundo físico, las cosas se mueven naturalmente de A a B sin ser copiadas. En el mundo físico, no necesita un intermediario para facilitar las transacciones.

En el ciberespacio, la única solución a este problema era contar con un intermediario, un tercero de confianza, que administrara el orden de las transacciones. Por lo tanto, de forma predeterminada, PayPal, VISA, MasterCard (y todas las demás empresas que procesan transacciones) saben exactamente quién pagó qué, a quién, en qué momento y por qué razón. El conocimiento es poder, y este conocimiento en particular les da a estos terceros confiables el poder de bloquear transacciones, congelar cuentas, rechazar pagos y quitar la plataforma a sus clientes. Además, como ha demostrado la historia, estos datos inevitablemente se filtrarán por negligencia, incompetencia o ataques dirigidos. Los terceros de confianza son agujeros de seguridad, como diría Nick Szabo.

Bitcoin elimina todo eso, lo que en parte le hace tan mágico. Se comporta como dinero real en el mundo real: me das un billete de un dólar y eso es todo. El billete de un dólar no tiene que pasar por otra persona para llegar a mi mano. Y por qué este billete de un dólar cambió de manos no es asunto de nadie más que nuestro. Podemos decírselo a otros, pero no estamos obligados a hacerlo, y lo más importante: no tenemos que pedir permiso para realizar esta transacción. Bitcoin se comporta de la misma manera: me envías algunos sats y listo. Ahora tengo esos sats y tú no.

Convertirse en un mago de Bitcoin

Hasta hace muy poco, tenías que ser un mago para usar Bitcoin. Al menos eso es lo que parecía. Aunque Bitcoin vino con una interfaz gráfica de usuario desde el primer día, comprender los conceptos arcanos que hacen que funcione fue (¡y sigue siendo!) como aprender una lengua antigua. Claves privadas, claves públicas, funciones hash, firmas criptográficas, curvas elípticas, llamadas a procedimientos remotos: para la mayoría de las personas, simplemente no hay diferencia entre estos conceptos y los glifos que describen un hechizo mágico.

Si ya entiendes algunos de estos conceptos, ¡felicidades! Tiene una ventaja inicial cuando se trata de comprender Bitcoin. Sin embargo, el aspecto técnico de Bitcoin es solo una pieza del rompecabezas. Recuerde: Bitcoin es dinero mágico de Internet, ante todo. Muchas personas con mentalidad tecnológica lo confunden con un invento tecnológico y no ven las propiedades peculiares que lo convierten en una asombrosa innovación monetaria.

Si bien el uso de Bitcoin es cada vez más fácil, los días de los magos no están contados. Hasta el día de hoy, los expertos de Bitcoin discuten desarrollos e ideas en el canal IRC #bitcoin-wizards, y Bitcoin todavía se acepta y se describe como dinero mágico de Internet. El asistente original está evolucionando junto con Bitcoin, al igual que nuestra idea de lo que es un asistente de Bitcoin. Hoy, probablemente sea justo decir que los verdaderos magos son los desarrolladores centrales, aquellos que trabajan en mejoras en la capa base del protocolo Bitcoin.

Mago bitcoin, pintura de @WorldOfRusty

Comprender Bitcoin es un proceso, un viaje individual. Tú mismo podrías terminar convirtiéndote en un mago de bitcoin, al igual que las personas que aprendieron a codificar solo para contribuir al proyecto de Bitcoin. E incluso si no lo haces, espero que estas diferentes formas de verlo te ayuden en tu viaje para comprender Bitcoin un poco mejor. Al menos, espero que cambie tu perspectiva sobre Bitcoin y lo que es. Si bien Bitcoin es y siempre será Dinero Mágico de Internet, es mucho más en su totalidad.

Muchas personas que fueron absorbidas por el mundo de Bitcoin describen la experiencia como «caerse por la madriguera del conejo». Entrar de puntillas en este extraño mundo de claves y hashes se parece un poco a entrar en el País de las Maravillas. Otra metáfora que se usa a menudo es la escena de «píldora roja vs píldora azul» de The Matrix, donde Morfeo le ofrece a Neo una píldora roja (la verdad) y una píldora azul (ignorancia, pero felicidad). Neo elige la píldora roja y, posteriormente, está obligado a descubrir la profundidad a la que llega la madriguera del conejo.

Del mismo modo, creo que la única forma de comprender las propiedades mágicas de Bitcoin es experimentarlo uno mismo. Después de configurar una billetera sin custodia y escribir tu frase semilla con lápiz y papel, detente y ten en cuenta que estas palabras son el hechizo mágico que puede mover tu bitcoin. Para todos los efectos, estas palabras son tu bitcoin. Perderlos, y se han ido. Memorízalos y tendrás bitcoin en tu cabeza. Mágico.

Un gran poder conlleva una gran responsabilidad, como nos enseñó el tío Ben. Bitcoin te da el control, lo que, a su vez, te hace responsable de tu bitcoin. Una vez que tenga en sus manos algunos sats, puede enviarlos a cualquier persona en cualquier lugar, sin pedir permiso, sin registros ni intermediarios. Esto, a su vez, significa que tú tienes la responsabilidad de ser diligente y cauteloso. Si pierdes el acceso a tus fondos, no hay nadie a quien llamar. Nadie puede ayudarte a recuperarlos. Si envías fondos a un estafador, nadie puede revertir esta transacción o reembolsarle por tu credulidad.

Este cambio de confianza y responsabilidad, de terceros a ti mismo, es lo que permite el surgimiento de dinero sólido de la red Bitcoin. Pero, ¿qué diferencia al dinero sólido de uno no sólido? ¿Y por qué necesitamos dinero sólido en primer lugar?

Responder a estas preguntas será el enfoque del próximo capítulo.

Notas al pie:

  1. Hasta ahora, ninguna mujer fue lo suficientemente audaz o estúpida como para hacer tal afirmación.
  2.  Si está interesado en los detalles de este capítulo en particular de la historia de Bitcoin, le recomendaría Silk Road de Eileen Ormsby y American Kingpin de Nick Bilton, dos grandes libros sobre el tema.
  3.  Free Ross es una petición que fue lanzada como protesta a su insultante y excesiva condena así como para luchar por la clemencia para Ross Ulbricht.
  4.  Tenga en cuenta que cuando se trata de información pura, es un poco difícil hablar de «originales» y «copias», ya que la información se puede copiar perfectamente y la ubicación física no necesariamente tiene sentido.
  5.  irc://irc.freenode.net/bitcoin-wizards 
  6.  Mi amigo Rajarshi Maitra, por ejemplo.
  7.  En Bitcoin, la píldora es naranja, por supuesto.

Dinero Mágico de Internet es un capítulo de mi próximo libro 21 Ways.

Este artículo ha sido publicado por Gigi bajo licencia CC BY-SA 4.0 y traducido por Drizzt do’Urden.